Gregory Vargas volvió a la acción pero Maccabi Haifa sigue sin ganar

Maccabi Haifa, club dirigido por Daniel Seoane, sigue sin conocer la victoria luego de tres jornadas en la Winner League israelí al perder 87-82 contra Nes Ziona pese a la buena actuación de Gregory Vargas.

El equipo de Seoane se repuso al mal inicio, pues perdió 27-12 el primer cuarto. Pero pudo imponerse en los otros cuartos 25-23, 23-17 y 24-20, aunque terminó por ser insuficiente para evitar la tercera caída consecutiva del recién ascendido Haifa.

No bastó el regreso de Gregory Vargas

Vargas, quien retornó a las canchas luego de verse afligido por una lesión en la fecha inaugural, rozó la doble decena al registrar nueve puntos y 10 asistencias. Además recogió cinco rebotes, dos de ellos en el costado ofensivo, y robó cuatro balones. Una vez más fue vital en ambos lados de la cancha.

El punto flaco del piloto de la selección nacional fue su efectividad en los disparos de cancha, donde sumó dos de los ocho tiros que intentó. Mientras que en la línea de libres se mostró más certero con cinco conversiones de siete lanzamientos que dispuso. «El Súper Ratón» recibió seis faltas a lo largo del compromiso.

Es la tercera etapa en el baloncesto de Israel para el jugador de 33 años, luego de haber estado con Maccabi Haifa en las campañas 2015-2016 y 2016-2017. En dichas zafras en las que recibió dos premios al Mejor Defensor y lideró el departamento de asistencias en 2017. Aunado a ello fue electo miembro del equipo internacional que disputó el Juego de Las Estrellas en ambos campeonatos.

Este inicio de la Winner League promedia 5.5 puntos, 3.5 rebotes, 5.5 asistencias y 2.5 robos en 19.5 minutos. No obstante, estos números se ven condicionados por lo poco que jugó en el primer choque, debido a que tuvo que abandonar el partido por una lesión sin que hubiese culminado el periodo inicial.

Escrito por: Alejandro Jesús Fernández / @AlejoFer1398
Foto: Winner League.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba