Gleyber Torres disfruta su mudanza a las paradas cortas (+Videos)

Gleyber Torres se alista para afrontar su tercera campaña en Grandes Ligas, después de ser seleccionado al Juego de Estrellas en las dos citas previas. En esas temporadas, actuó principalmente como intermedista, algo que no hará en 2020, pues laborará como campocorto de Yanquis de Nueva York. No oculta su alegría por el cambio de posición en el infield.

“Realmente disfruto de las pequeñas cosas (…) En 2020 regresaré a mi posición original y estoy feliz de jugar en el shortstop. Solo disfrutaré y ya. Estoy aquí para hacer todo lo posible por mi equipo”, explicó Torres a MLB Network.

Torres en la zona media de la alineación

En los Entrenamientos Primaverales, Torres participa en la Liga de La Toronja, que se disputa en Florida, Estados Unidos, y regularmente es colocado en la zona media de la alineación ofensiva. Al parecer, el mánager Aaron Boone desea aprovechar al máximo su potencial como bateador, mientras se acopla a ser un torpedero regular.

“Es un honor jugar a diario con los Yanquis, la verdad es que el mío es un gran trabajo. Quiero mantenerme enfocado para dar lo mejor de mí todos los días”.

Torres, una grúa en la primavera

En el actual Spring Training, “Baby G”, como se apoda a Torres en el seno de Los Mulos, mantiene un average de .250, tras sacudir cinco hits en 20 turnos. Su principal virtud en la etapa es la de producir carreras, pues acumula cinco en ocho partidos. También colecciona un par de extrabases, desglosados en un doble y un jonrón.

La intención de Torres, de 23 años, es contribuir tanto defensiva como ofensivamente con un cuadro neoyorquino que aspira a conquistar su primera Serie Mundial desde 2009. Torres cree que Yanquis cuenta con las herramientas suficientes para obtener el ansiado cetro de la Major League Baseball (MLB).

“Tenemos un gran equipo. Tratemos de ganar juegos. Hay mucho alrededor de nosotros, pero queremos enfocarnos en ganar el campeonato”.

2019, un buen año para “Baby G”

En 2019, una justa en la cual el capitalino compartió su tiempo de servicio entre el campocorto, la intermedia y el ser bateador designano, Torres demostró ser uno de los toleteros más temibles del joven circuito.

Intervino en 144 duelos y conectó 152 imparables en 546 oportunidades, para promediar .278. Disparó 26 dobletes y 38 cuadrangulares. Además totalizó 96 anotadas y 90 producidas.

“Baby G” considera que el mantenerse saludable fue determinante para registrar esos números. Por esa razón, quiere “alejarse del fantasma de las lesiones” en 2020, con el fin de volver a ser un referente del ataque de Los Bombarderos del Bronx.

“El año pasado mi meta era estar sano y este año es la misma. Quiero tener una buena temporada, para así ayudar a mi equipo. Pero mantenerme sano es lo fundamental, pues de esa manera podré contribuir a que el club pueda ganar más encuentros”.

Escrito Por: Joseph Ñambre | @JosephSports27

Foto: MLB

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba